La inspectoría salesiana María Auxiliadora está celebrando desde hoy día 27 de diciembre hasta el próximo 29 la primera sesión del Capítulo Inspectorial. La segunda sesión se celebrará el 25 y el 27 de abril de 2019. La casa salesiana de Barcelona-Martí Codolar, históricamente muy significativa a causa de la visita de Don Bosco en 1886, acoge ambas sesiones, en las que participan unos ciento cuarenta capitulares, entre miembros de derecho, delegados de las comunidades religiosas e invitados. Entre ellos, de la casa salesiana de Las Palmas participan su director, José Carmelo Pulido, y el delegado elegido por los hermanos, Miguel Ángel Moreno.

«El Capítulo Inspectorial es la reunión fraterna donde las comunidades locales refuerzan su sentido de pertenencia a la comunidad inspectorial, mediante la solicitud común por los problemas generales. Es, asimismo, la asamblea representativa de los hermanos y de las comunidades locales» repartidas, en el caso de la inspectoría de Sevilla, por las comunidades autónomas de Cataluña, Aragón, Comunidad Valenciana, Región de Murcia, Islas Baleares, Andalucía, Extremadura y Canarias.

El tema central a abordar por este Capítulo Inspectorial, que mira ya al próximo Capítulo General de la congregación salesiana,  será responder a la pregunta «¿Qué salesiano para los jóvenes de hoy?». Esta cuestión principal viene articulada en tres bloques temáticos: Prioridades de la misión salesiana, Perfil del salesiano, y Compartir la misión y la formación con los seglares. Sobre este particular, en Salesianos Las Palmas se han tenido en cuenta las aportaciones de los propios salesianos religiosos, de los jóvenes animadores del Centro Juvenil Confeti y del Movimiento Juvenil Salesiano insular, y de un grupo de seglares representantes de los distintos sectores y ambientes de la casa.

Este Capítulo Inspectorial se ocupará, a petición del General, de algunos asuntos de naturaleza jurídica. Además, se tratarán algunos puntos señalados en la hoja de ruta de la unificación y reestructuración: función de la comunidad religiosa en la casa, criterios para la reducción de comunidades y criterios para la atención a las casas sin comunidad.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies