Por: José Luis Burguera

 

Una quincena larga de voluntarios del grupo de Cáritas de las parroquias salesianas Santa Catalina y María Auxiliadora han estado recogiendo donativos en especie para el Banco de alimentos de Las Palmas durante el viernes 22 y el sábado 23 de este mes.

 

Ataviados con unos vistosos petos azules, los voluntarios y voluntarias se apostaron en la puerta del supermercado de Mercadona en el barrio de Guanarteme de la ciudad portuaria ofreciendo a los numerosos clientes del establecimiento un pasquín en el que se les invitaba a comprar y entregar a la salida una serie de alimentos no perecederos entre los cuales figuraban aceite, cereales, conservas, leche, azúcar y hasta gofio típicamente canario.

 

Este supermercado de la conocida cadena valenciana es uno de los más concurridos de Las Palmas, de modo que a lo largo de las dos sesiones de recogida, la generosidad ciudadana ha llenado 25 grandes cajas que han sido trasladadas posteriormente al citado banco de alimentos. El equipo de recogida estuvo formado por miembros del grupo interparroquial de Cáritas y por nueve jóvenes del colegio salesiano de la calle Beethoven. Posteriormente, el Banco de Alimentos de Las Palmas distribuirá dichos alimentos entre las asociaciones que ayudan a las personas menesterosas de la ciudad; Cáritas local recibirá también su parte.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies